El running disminuye el riesgo de Alzheimer

Correr 25 km a la semana disminuye un 40% el riesgo

Un estudio realizado recientemente por Paul Williams, científico del laboratorio Lawrence Berkeley, demuestra que hacer ejercicio disminuye el riesgo de muerte por Alzheimer.

Según informa medicinenet.com, este estudio que viene siendo realizado desde los años 90 y en el que han participado más de 153.000 personas, demuestra que correr 25km a la semana disminuye en un 40% el riesgo de muerte por la enfermedad del Alzheimer. Correr entre 12,5km y 25km reduce el riesgo en un 25% y caminar también funciona, siempre y cuando se gaste la energía equivalente a correr esos 25km.

Las investigaciones realizadas por Williams también demuestran una relación entre la dieta o el uso de estatinas, medicamentos para reducir el colesterol, y el riesgo de muerte por esta enfermedad. Según el científico de Berkeley, Calif; el estudio demuestra que las personas que tomaban tres o más piezas de fruta al día disfrutaban de un 60% menos de riesgo respecto a las que tomaban solo una pieza al día. Además, las estatinas demostraron una disminución del 40% de riesgo de muerte por el Alzheimer.

La explicación de esta relación entre el ejercicio y el riesgo de muerte por esta enfermedad estaría relacionada con el efecto que hace el esfuerzo físico en nuestro cerebro, “el ejercicio parece prevenir el encogimiento del cerebro que ocurre con el paso de los años, así que la preservación de su volumen debe ser el motivo por el cual el ejercicio ayude a reducir el riesgo de morir por Alzheimer”, dijo Paul Williams.

Sin embargo, este estudio estuvo creado para encontrar relaciones entre los factores de hacer o no ejercicio, comer fruta o tomar estatinas; con el riesgo de Alzheimer. Las investigaciones no estuvieron diseñadas para demostrar pruebas de que estos factores causaran un efecto real en la disminución de sufrir esta enfermedad.

En el estudio publicado en el Journal of Alzheimer’s Disease, Williams afirma que los resultados de estos descubrimientos eran estadísticamente insuficientes.

Según Heather Snyder, directora de operaciones médicas y científicas de la Asociación de Alzheimer, “los descubrimientos sobre el running y el riesgo reducido de morir por Alzheimer se hacen eco de otros estudios previamente realizados. Una de las fortalezas de este nuevo estudio, es la cantidad de personas implicadas en él”. Sin embargo, la doctora está de acuerdo con Williams en que los números no son suficientes como para considerarlos concluyentes, “los participantes del estudio no son representantes de la población porque la mayoría eran personas que hacían ejercicio a menudo y hay mucha gente que no lo hace”, afirmó Snyder.