La cultura de triatlón está creciendo anualmente y nuevas carreras están apareciendo por todo el mundo. Un plan de viaje en profundidad es necesario para que llegar a tu destino de la mejor manera y listo para correr.

Los siguientes 10 consejos te ayudarán a lograr eso:

1. Planeá con Anticipación.
No dejes ningún detalle para el último minuto. Es necesario conocer el terreno y el clima de tu carrera de destino. Esto significa que vos y su entrenador pueden tener que incorporar algo de calor o de entrenamiento en altura en tus planes semanas antes de salir. Por ejemplo, si vivís en un área predominantemente plana y tu carrera está llena de cuestas, vas a necesitar algún tipo de entrenamiento para simular el terreno de carrera. Si es posible, incluí un campo de entrenamiento similar a tu evento de destino.

2. Reservá tu vuelo.
Un par de cosas a tener en cuenta al hacer su reserva: tu hora de salida de tu casa, también el tiempo de llegada a destino incluyendo los cambios de horarios, cotemplando los días de aclimatación.

Si bien los precios de los asientos de primera clase estáN fuera del rango de precios de la mayoría de la gente, vale la pena intentar conseguir un asiento en la fila de emergencia, ya que tiene más espacio para las piernas. También querés reducir al mínimo las transferencias y escalas.

3. Las zonas horarias.
Una regla general es que se necesitará de un día de recuperación o de ajuste por cambio de zona horaria. En otras palabras, si viajaste a través de seis zonas horarias, lo ideal es estar 6 días antes de la carrera en la ciudad destino para llegar de forma óptima, además vas a tener tiempo de prepara algún tipo de entrenamiento de calidad.

Incluso podés empezar a comer más cerca de los nuevos horarios de la zona horaria a la que uno viaja.

4. Elegí tu alojamiento con cuidado.
Es necesario considerar las distancias del alojamientos en relación a la línea de llegada y salida. Lo principal es la comodidad del atleta, pensando en recorrer poca distancia entre la zona de carrera y tu hotel. Siempre tener en cuenta que la vuelta, luego de la carrera es muy dura, porque además del cansancio, debemos tener en cuenta que necesitamos llevarnos todo nuestro equipmaiento y fundalmente -si el alojamiento se encuentra lejos- el tráfico de finishers intentando lo mismo: volver a sus hoteles. Lo ideal, poder ir volver caminando/pedaleando.

5. Alimentos y comestibles.
Evitá probar algo diferente, ya sea comida local, cerca de tu evento. Guardá esto para después. Tratá de investigar donde venden comida a la que estés acostumbrado para evitar molestias gastrointestinales. Idealmente, el alojamiento dispone de una cocina de algún tipo. Considerá la posibilidad de traer algunos alimentos de especialidad con vos desde tu casa que no quizás no puedas conseguir en el camino, sobre todo, tu comida de carrera, geles, barras, etc.. Averiguá las restricciones de alimentos para la aerolínea que viajás

6. Hacé una checklist.
Grandes carreras por lo general tienen una gran exposición donde venden prácticamente todo, pero para reducir al mínimo el estrés, traéte todo lo que necesitás y extras con vos de ser posible.