La carrera es, segun dicen, el deporte mas natural que existe, no en vano se puede practicar sin ningún tipo de preparación, o clase previa, pero al contrario de lo que puede parecer la carrera en un entorno natural es la menos adaptada a nuestra capacidad.

 

El ser humano, hoy por hoy, y salvando contadas excepciones es urbano, de manera que correr en la ciudad, o en un entorno urbanizado es en cierto modo mas natural que correr en el monte, donde nos encontramos con innumerables “peligros” que no sabemos afrontar.

 

El trail running es lo que se ha dado en llamar correr por el campo, y quizas sea una de las mejores experiencias que se pueden experimentar como corredor, aunque claro, yo no soy objetivo. Trotar por un sendero a media ladera, con el aroma de los pinos y el sol y sombra que nos marca el camino es algo muy gratificante, pero insisto, debemos saber a que nos enfrentamos, y asi como si vamos a correr por el barrio, poca preparación se necesita, no asi en el monte, donde hay que saber algunas cosas.

 

Está claro que si decidimos tomarnos en serio la carrera en montaña necesitaremos mucha preparación, y probablemente mas tecnología que en la carrera de asfalto, pero en esta primera aproximación al trail running, que es de lo que estamos tratando, es mejor empezar tranquilos y serenos y tomarnos las cosas con calma aprendiendo de los errores de los demas.

 

TIRÁ EL CRONÓMETRO

Quizás uno de los motivos que me cansaron de la carrera en asfalto fuese la obsesión por el tiempo, el arañar esos segundos que pueden hacer que una carrera sea un exito o un fracaso. En el trail Running, no hay esa obsesión, quizas solo la elite la mantiene, pero el grueso del pelotón vamos a disfrutar, a pasar un buen rato corriendo por parajes excepcionales, en compañia de unos amigos. No es que no sea cansado, porque lo es, y mucho, pero el animo es otro, no es seguir el reloj por encima de todo, sino, seguir el camino, y si podemos, que no siempre se puede levantar los ojos y disfrutar el panorama.

 

BASTA TABLAS DE ENTRENO

No digo que no las usaremos mas, ni mucho menos, pero si por primera vez estamos enfrentandonos a correr en un sendero inclinado, con piedras, con raices, y con mas corredores delante y detras que nos impiden la visión, es mucho mejor que nos tomemos las cosas con calma y vayamos a sensaciones, son prisa pero sin pausa, y con todos nuestros sentidos orientados hacia lo que hacemos, sin preocuparse de datos, tiempos o rendimientos. Ya tendremos tiempo para ello, que si os fijamos, algunos corredores de trail, van mas rellenos de tecnología que la NASA, pero oye, tambien cada uno es cada uno.

 

LO MEJOR, IR POCO A POCO

Pues eso, no solo en el asunto del entrenamiento, sino de todo lo relacionado con el trail, compra de material, inscripciones a las carreras, etc. Hay que pensar que nos estamos adentrando en un mundo desconocido para nosotros, donde se corre en parajes que pueden ser duros y peligrosos y mas vale que vayamos cogiendo experiencia poco a poco. No intenteis apuntaros a la carrera famosa que habeis leido en la prensa solo por eso, si antes no habeis corrido algo similar, y apuntaros en su lugar a carreras mas cortas que os pueden ir dando callo a esto de correr por el monte.

 

Es un poco como apuntarse a una maratón, si antes solo se han corrido carreras de 10 km, puede que hasta peor. Tenemos que tener en cuenta que no solo es una cuestión de distancia, ya que 40 kilómetros son 40 kilómetros, aqui y en Murcia, pero el problema es que en el Trail Running, el terreno es extremadamente duro, o puede serlo. Hay cuestas, piedras, raices, y todo tipo de problemas que hacen que los rendimientos en cualquier carrera, incluso de la élite, sean mucho menores que los de una carrera normal. Un ejemplo, un tiempo de 3 horas y 30 minutos en una maraton de asfalto es bastante aceptable, yo diría que bueno, pero si nos vamos a una maratón de montaña, …..ese mismo corredor, se puede dar con un canto en los dientes si llega en 4 horas y media o 5.

 

CAMBIEMOS EL APOYO

Hace poco un amigo me preguntaba acerca de unas zapatillas Vasque para correr, y estaba preocupado con un aparente refuerzo para pronadores que lleva la susodicha zapatilla. El caso es que da igual, …en el monte el terreno es absolutamente irregular, y tan variado que el sistema de apoyos que se desarrolla en una superficie plana, que nos lleva a considerar refuerzos conpensatorios, no creo que sea necesario en el monte. Es básica una adaptación articular general, ya que ligamentos, huesos y músculos notarán de manera inmediata la dificultad del nuevo terreno, eso suponiendo que esté seco.
De manera que , y vuelvo a lo mismo, sobre todo al principio, nada de equipo tecnológicamente avanzado ni de carreras durísimas, poco a poco, vamos tomando contacto con este nuevo mundo, que si lo hacemos así, nos traerá grandes satisfacciones.

 

LAS CARRERAS

Esta claro que cada mundo es diferente, y cada uno tiene sus reglas, de manera que antes de comentar algunos otros aspectos técnicos de interés, veamos algunas reglas y modo de comportarse de los que corremos por el monte. La particularidad de estas carreras esta en su nombre, Trail Running, es decir, carreras por senderos, es decir, por entornos bastante frágiles, sobre todo si se enfrentan a la voracidad del hombre, y a su capacidad destructiva, de manera que la regla de oro del corredor de montaña es CUIDAR EL ENTORNO. Hay muchos métodos, y frases bonitas que intentan patrocinar el mismo pensamiento, “no dejes nada mas que huellas”, “yo no dejo basura”, etc, pero la idea es siempre la misma, correr por los senderos ya marcados y no dejar residuos de nuestro paso. Muchas carreras han limitado el numero de inscritos para contener en cierta manera el riesgo de destrucción del entorno, que al final con el paso de mucha gente, aunque sean cuidadosos, viene realizado, de manera que colaboremos con esta idea que es el espíritu del trail running.

 

Otro de los puntos característicos del Trail Running es la actitud respecto al los otros competidores, es decir, que en una carrera de asfalto son eso competidores, es decir, alguien que me puede ganar, y terminar antes que yo. En las carreras de montaña, incluso a veces la elite, somos compañeros de aventuras, colegas de sufrimiento que compartimos una escalada imposible por un risco, o una bajada vertiginosa hasta el avituallamiento y que en muchos casos nace una amistad que durará para siempre.
La gente corre por el placer de correr, por el amor de la montaña y de los espacios abiertos, y el hecho de terminar antes o después, mas delante o mas atrás de la clasificación, a poca gente le importa, lo que de verdad importa es haber disfrutado de la experiencia.

 

LOS CAMBIOS DEL CUERPO

Hablábamos antes de empezar poco a poco y creo que merece la pena profundizar sobre el tema. Esta claro que el entrenamiento es precisamente eso, una adaptación de nuestro cuerpo a unas condiciones particulares, de manera que el trail running no es diferente y debemos acercarnos despacio. El entreno debe iniciar con senderos con fondo irregular y dado que esa es la característica mas diferenciadora entre el entrenamiento en ruta y en monte, pues trabajar ese aspecto.
Deben cambiar las articulaciones, robustecerse, y elasticizarse los ligamentos de manera que nuestras articulaciones, sobre todo las inferiores, se adapten a toda una nueva serie de requerimientos a los que se verán sometidos. Cuando el simple sendero sea ya habitual en nuestros entrenamientos entonces podremos ir añadiendo tramos de peor superficie, mas técnicos, e intentar adaptarnos de nuevo a esta situación. La adaptabilidad es uno de los secretos del corredor de montaña. Cuando empecemos a correr carreras mas largas, aparecerá la resistencia como otro aspecto a trabajar, y en segundas nupcias, la resiliencia, definida por el entrenador italiano Pietro Trabuchi como la capacidad de sufrir. El entrenamiento en estas primeras fases es como es lógico el de mejorar nuestro rendimiento, pero sobre todo, y aun mas importante el objetivo es el de controlar nuestro cuerpo de manera que evitemos caídas y accidentes que puedan arruinar nuestra nueva afición.

 

LA CASA POR LOS CIMIENTOS

Aunque este no es un articulo técnico de material, si merece la pena hablar brevemente de una de las piezas de equipo que mas nos diferencia del asfalto, las zapatillas. Como deciamos al principio, la carrera es el deporta mas sencillo que existe, basta un para de zapatilla y estamos entrenando en un pis pas. Si bien es cierto que no hace falta nada excesivamente técnico, y de hecho muchos corredores de elite corren con zapatillas normales, para un corredor normal, que no tiene ni el entrenamiento de un fuera de serie ni sus articulaciones, es mas interesante intentar aprovechar las ventajas que una zapatilla de trail nos ofrece, aunque sea solo una de esas ventajas, la durabilidad La montaña es dura, es un entorno que desgasta muchísimo, no solo a las personas sino al material, de manera que sacrifiquemos un poco del mitico peso de las zapatillas y cambiando al chip del Trail Running, pensemos en la seguridad y en disfrutar de la actividad mas que en ahorar un microsegundo en la bajada.
Las zapatillas de tral son duras, rigidas y pesadas, pero al final es lo que necesitamos, para proteger los pies de las abrasiones del terreno, y de cualquier elemento que nos encontraremos a nuestro paso. Los elementos de una zapatilla de trail son basicamente dos, aunque son mas hablemos de los mas importantes, la suela, y el cuerpo. La suela es muy rígida y de materiales gomosos mas o menos duros, que por un lado resistan el terreno, y por el oro nos ofrezcan un agarre bueno, en situaciones frecuentes de apoyos laterales. El balance entre estas dos características es la clave del éxito, es decir, una suela muy elástica, agarrara muy bien, pero se consumirá rápido, mientras que una suela rígida nos puede durar mucho, pero lo normal es que su capacidad de agarre sea menor.
El cuanto al cuerpo hay muchas opciones, pero las tendencias son dos, o nos vamos a una malla ligera que traspire, pero que se mojará muy rápido, en caso de lluvia o barro, o nos vamos a un tejido mas cerrado tipo Gore-Tex, que si bien es cierto, que nos protegerá de la lluvia, si acaba mojándose, es mas difícil que seque. Dos detalles a considerar en la elección de la zapatilla, el talón, si bien es cierto que debe estar protegido, debe dejar libre el tobillo, por lo que estemos atentos a las zapatillas tipo botín, que pueden constreñir el movimiento, y la puntera, no en cuanto a la puntera de la zapatilla sino a la elección de la talla.
En el Trail Running el pie se muevo, se mueve mucho dentro de la zapatilla y es muy interesante dejar sitio para que las uñas no toquen con la parte delantera. Sobre todo en las bajadas, el pie tiende a desplazarse hacia la parte delantera de la zapatilla de manera que debe haber sitio para que las puntas de los dedos se muevan libremente. Si como solución salomónica decidimos escoger una zapatilla abundantemente grande, debemos olvidarnos por completo de esta opción, ya que así como la parte delantera del pie debe estar libre, el resto debe estar sujeto, y bien sujeto, que las ampollas, la bestia negra del corredor de Trail, nos esperan agazapadas para fastidiarnos el día en cuanto nos descuidemos.

 

Y POR ÚLTIMO LA MOCHILA

No voy a hablar de mochilas ahora, ni dar una explicación de como se llevan, o que se lleva dentro, pero si quiero aclarar el concepto de porque. Lo he dicho antes, creo que varias veces durante el desarrollo de este articulo y de otros escritos anteriormente, y lo repito ahora, la montaña es dura y peligrosa, si no vamos preparados, así que, ir preparados copón !!!!

 

A diferencia del asfalto en elTrail Runing hay determinadas cosas que HAY que llevar. Independientemente que nos lo exija la organización de una carrera, incluso cuando estamos entrenando hay que llevarlas. Nos dan seguridad, y nos garantizan, aunque sea minimamente, que nuestra afición no termine mal, de manera que olvidemos la obsesión por el todo ligero, de la carrera de asfalto, busquemos una buena mochila que se adapte al cuerpo y que tenga capacidad de llevar el material que nos interese, y …..hagámonos inseparables. Veréis como no cuesta tanto y al final, ese poco peso de mas, puede algún día sacarnos a nosotros o a otro corredor, de un apuro. No doy mas detalle por ahora, no insisto mas por ahora, pero os deseo a todos un buen comienzo con esta nueva afición.

 

Carlos Ultrarun
www.ultrarun.es