Sabias que…?

La biomecánica de los  músculos isquiotibiales es compleja ya que son músculos  biarticulares que atraviesan la cadera y la rodilla, estos están involucrados en la marcha y  la carrera, y su participación dependen de varios factores como:

La posición de la pelvis, la posición de la cadera  tanto en cuanto a la flexión y extensión como a la aducción y abducción, la posición de la rodilla siendo importante analizar no solo el grado de flexoextensión sino también el grado de rotación tibial, la fuerza y velocidad de  contracción excéntrica o concéntrica requerida; Todos estos factores se tiene que tener en cuanta a la hora de evaluar el rendimiento de este grupo muscular tan importante para la carrera.
La correcta evaluación y el trabajo preventivo sobre todo en contracciones excéntricas es fundamental para evitar lesiones.

La relación de fuerza entre el cuadriceps y los isquiotibiales es un parámetro muy medido para evaluar la correcta coordinación de estos dos grandes grupos musculares y en los corredores esta relación es la mas alta comparada con otros deportes, por eso es fundamental evaluar en que estado están y trabajar par alcanzar la máxima capacidad.

www.cienciadelmovimiento.com