Hay buenas razones por las cuales las banana se encuentran en tantos puestos de hidratación: Son el combustible de un deportista por excelencia.

La banana es un snack cómodo, portátil y rápido, tiene un alto contenido de potasio y  el potasio es un electrolito importante que se pierde en la transpiración.

Si bien el contenido de sodio de esta fruta es muy bajo y alto en potasio, proporciona gran energía al organismo.

Inclusive, se considera la banana en un plano de igualdad con relación a otros alimentos que proporcionan potasio como el jugo de ciruelas, las sandías, los dátiles y el tomate.

Combate la Fatiga

Debido a que la banana contiene una gran cantidad de potasio es ideal para restituir la energía.

Hipertensión

Según varios estudios, se considera que la banana ayuda en la lucha contra la presión arterial alta por lo que es incluida dentro de un régimen dietético encaminado a reducir la temible hipertensión. Esto se debe al magnesio y el potasio que suministra y que ayudan a regular la presión arterial. 

Diarrea

>Las bananas son muy utilizadas en los casos de diarrea para restaurar la cantidad de potasio perdido con los líquidos que salen del organismo -incluso transpiración- evitando así la deshidratación, uno de los peligros más serios que se presenta en esta afección..

Recomendaciones

Puede ser consumida durante todo el año.

Importante observar:

Si su cáscara tiene un color amarillento verdoso, con pequeñas manchas color café, significaque la fruta está realmente sana. 

Las bananas no deben guardarse en la heladera antes de que maduren, con ello sólo se logra alterar su sabor y textura. Lo más recomendable es dejarlas a la temperatura ambiente y una vez que estén maduras, guardarlas con las verduras. 

No se recomienda su consumo excesivo para las personas que llevan un régimen dietético, ya que puede hacer que aumenten de peso. 

No se debe consumir la cáscara o piel de la banana, ya que pueden producir graves indigestiones en los estómagos sensibles. 
La banana resulta favorable para el funcionamiento del organismo y, además, posee propiedades terapéuticas que ayudan a prevenir numerosas enfermedades. 


Más Beneficios:


-Proporciona al organismo el líquido que necesita para mantener la normalidad de sus funciones. 

-Ayuda a prevenir y a corregir los calambres musculares que se producen por la falta de glucosa en la sangre. Los azúcares de esta fruta se absorben de manera sencilla y abastecen rápidamente a la sangre de la dosis de glucosa, la cual se requiere para la producción de energía muscular. 

– Cada una de las vitaminas que contiene aportan un beneficio particular: 
Vitamina A: necesaria para el crecimiento de los niños y para conservar la salud de los ojos y la piel. 
Vitamina B1 (tiamina): previene la fatiga 
Vitamina B2 (riboflavina): libera energía de las células, provee de brillo a los ojos y la piel. 
Vitamina B3 (niacina): favorece la digestión. 
Vitamina C: ayuda a evitar los resfríos y el sangrado de las encías. 

– Los diabéticos, a no abstenerse: Siempre que se consuma con moderación, esta fruta puede estar incluida en la dieta de las personas diabéticas, ya que la banana aumenta el contenido de glucosa hasta un nivel saludable. 

– Fruta energizante: Es una de las frutas de mayor concentración de principios energéticos, ya que deja residuos alcalinos y es mínimo su contenido en proteínas. Por otro lado, debido a su importante contenido de azúcar de frutas, provee abundante energía al cuerpo. 

– Para los especialistas, esta fruta (luego de la leche), es uno de los alimentos más completos para la nutrición infantil.