Los Triatletas son generalmente el tipo de atletas que necesitan tener control de todos los aspectos de su entrenmaiento y también de las preparaciones para su carrera.


La verdad, somos excesivamente obsesivos, pero no está mal, es una actividad que demanda detalles.

Desde un par de medias, hasta la posición de la botella de agua!

Más allá de chequear y rechequear exhaustivamente tu checklist (y visualizar el éxito en el carrera antes de salir), muchas veces nos olvidamos de cosas que pasamos por alto ante la ansiedad y vorágine de la mañana.

1. Ir al baño antes de la Salida. Son tantas las cosas que hacer esa mañana antes de la salir, que pasamos por alto “ocuparnos de nuestro interior” antes de salir de casa o del hotel. A veces estamso mas preocupado del desayuno, de ir hasta el punto de salida, dejar nuestras cosas en la zona de transición, incluso pensar donde vas a estacionar! Pero no vas a queres de hacer el N°2 fuera de tu zona de confort!

2. Cargar tus gadgets. Si aún no probaste los no tan nuevos cambios electrónicos de Shimano, entonces no sabés lo que se siente que el descarrilador delantero deje de funcionar -es el primer indicador de falta de batería-. Entonces te cuento, es devastador, más que nada a nivel mental! También está el caso de falta de batería en tu reloj o medidor de potencia. Lamentablemente, los triatletas somos adictos a la tecnología!!!

3. Sacáte el casco. ¿Cuántas veces nos habremos olvidado de sacarnso el casco para salir de la T2? A mí, más de una. Nada grave! Pero a esa altura ya estamos medio mareados…

4. ¿Dónde dejé la bicicleta?. Sobre en carreras grandes, donde hay carpas, largas hileras y pasillos… siempre hay que tratar de buscar un punto de referencia, ensayar la entrada a la zona de transición y ser conscientes de los detalles que rodean nuestras cosas, sobre todo después del agua, donde salimos abombados.

5. Nunca olvides agradecerle a tu Sherpa. Por lo general son voluntarios quienes nos dan una mano con nuestras cosas en la zona de transición -al igual que en toda la carrera-, quienes nos sonríen, nos preguntan como nos fue y cómo estamos. Son chicos que por instantes pasamos a ser sus máximos ídolos, quieren ser como nosotros!

 

Por Gonzalo Gamen, editor @Triatloners