Tour de France 2014: Etapa 9. Tony Gallopin, nuevo líder.

Victoria de Tony Martin que protagonizó una histórica exhibición en una jornada de media montaña en la que estuvo más de 150 kilómetros en fuga, 60 de ellos en solitario. Gallopin, que se metió en un corte de más de 20 ciclistas que estuvo toda la etapa persiguiendo al alemán, entró con cinco minutos de ventaja con respecto al pelotón y es el nuevo líder.

No sabemos si por incapacidad o simplemente por intentar descargar de responsabilidad al equipo, Astana ha cedido el liderato de la carrera al Lotto-Belisol, concretamente a Tony Gallopin. El ciclista francés vestirá a partir de mañana el maillot amarillo tras filtrarse en un corte compuesto por más de 20 corredores que llegó a la línea de meta con cinco minutos de ventaja con respecto al pelotón. En este amplio grupo, que estuvo persiguiendo sin éxito durante toda la etapa a Tony Martin, se encontraban también Thiago Machado (NetApp) y Pierre Rolland (Europcar) que han ascendido al tercer y octavo puesto de la general respectivamente.

Hubo muchísima batalla desde la misma salida para coger la escapada en una jornada que por trazado –el último puerto del día se coronaba a más de 40 kilómetros de meta- parecía predestinada a que la ganará uno de los miembros de la fuga del día. Sabedor de ello, Tony Martin arrancó junto a Alessandro De Marchi (Cannondale) consolidándose en cabeza a pesar de que tras ellos se formó un corte con 28 corredores entre los que había nombres tan destacados como los de Fabian Cancellara (Trek), Machado (NetApp), Rolland (Europcar), Purito Rodríguez (Katusha), Van Avermaet (BMC), Tony Gallopin (Lotto), Sylvain Chavanel (IAM), Dani Navarro (Cofids), Rafa Valls (Lampre) o José Joaquín Rojas (Movistar).

A pesar de que en los primeros compases la diferencia entre Martin y sus perseguidores era de una escasa veintena de segundos, el tricampeón del mundo de contrarreloj no quiso dejarse absorber por el grupo, como podría haber sido lógico en favor de la comodidad, y empezó a cimentar una actuación absolutamente extraordinaria que será recordada como una de las grandes cabalgadas resueltas con victoria de la historia del Tour de Francia.

El alemán fue devorando puertos, subiendo con muchísima agilidad, junto a De Marchi que sufrió lo indecible para seguir su rueda en el terreno favorable. El italiano fue generoso en su esfuerzo y asumió su parte en los relevos hasta que Tony decidió emprender el camino en solitario a 60 kilómetros de meta. A pesar de los esfuerzos de Europcar por intentar recortar tiempo, que contaba con cinco hombres en la escapada, la diferencia solo aumentaba. Sabedores de que no tenían nada que hacer, prácticamente no hubo movimientos en este grupo más allá de los protagonizados por Purito Rodríguez que arrancó en busca de los puntos de la montaña –interesante iniciativa la del corredor del Katusha-.

Por detrás, Astana mantenía un ritmo parsimonioso conservando su bloque unido en cabeza del pelotón sin realizar grandes esfuerzos por intentar conservar el amarillo. Cinco minutos permitieron al gran grupo de escapados en meta y casi ocho a Tony Martin que pudo permitirse el lujo de convertir los últimos kilómetros en un paseo triunfal antes de cruzar la línea de meta como vencedor. Victoria para Tony Martin y maillot amarillo para Tony Gallopin.

Mañana, primera gran etapa de montaña con final en la Planche des Belles Filles, puerto de primera categoría -6 kilómetros al 8’5%- previo paso por tres puertos más de primera categoría, dos de segunda y uno de tercera. Día clave para los hombres de la general, especialmente para aquellos como Alberto Contador o Alejandro Valverde que tienen que intentar reducir la diferencia que les separa de Vincenzo Nibali.

 Captura de pantalla 2014-07-13 a la(s) 20.40.41 Captura de pantalla 2014-07-13 a la(s) 20.41.00

 

 

Fuente: ciclismoafondo.es